Diferencias entre dormir 8h y descansar 8h

¿Qué hay de cierto que no significan lo mismo?

En la mayoría de los casos solemos confundir los términos dormir y descansar, apuntando que ambos conceptos son similares y dan el mismo resultado. Pero debemos entender que ambas cosas tienen su diferencia y que por el hecho de tener los ojos cerrados y relajarte unas cuantas horas, no significa que hayas descansado o dormido en totalidad. Para separar ambos conceptos a continuación vamos a definir uno a uno; podemos decir que dormir es reposar con los ojos cerrados, en un estado inconsciente en el que se produce la suspensión de funciones sensoriales y de movimientos voluntarios. A diferencia de descansar que simplemente es reponerse del cansancio y agotamiento.

El sueño es uno de los elementos mas importantes en nuestra vida

Por ende existen diferencias cuando decimos “dormí 8 horas” a decir “descansé 8 horas”. Los médicos siempre han recomendado que para las personas lo normal para dormir por las noches deben ser entre 6 a 8 horas, para que el cuerpo y la mente puede tener un lapso de relajación óptimo y se pueda recuperar energías. Sin embargo, algunos estudios han demostrado que dependiendo a la edad que tengamos debe cambiar el tiempo de descanso. Por ejemplo, cuando un niño está en la edad entre 3 a 6 años, lo más aconsejable es que pueda dormir desde 11 a 13 horas, lo que pareciera un tiempo exagerado, pero en esa edad los infantes necesitan que su cuerpo descanse mucho y así puedan desarrollarse.

Cuando una persona entra en la etapa de la pubertad y adolescencia, entre los 12 y 17 años, los doctores recomiendan que su tiempo de descanso nocturno sea entre 9 a 10 horas, dado a que en esta edad el cuerpo en general termina de desarrollarse y estirarse, lo que es muy importante para cualquier joven y más si está practicando alguna disciplina deportiva. También recomiendan que los chicos que se encuentra dentro de este rango de edad puedan descansar de 2 a 3 horas por las tardes, para que el cerebro asimile a plenitud los conocimientos adquiridos en la escuela, secundaria e incluso a nivel universitario.

Cuando se tiene más de 20 años de edad hasta llegar a ser adultos mayores, los especialistas recomiendan que se descanse de 6 a 8 horas por las noches, ni más ni menos. Esto se debe a que ya nuestro cuerpo se ha desarrollado por completo y nuestro cerebro no necesita de más reposo al que antes indicado. O acaso no te ha sucedido que te sientes muy agotado y te acuestas y duras 10 o hasta 12 horas durmiendo y te levantas con el mismo o incluso con un agotamiento peor. Bueno, esto pasa por lo que mencionábamos anteriormente, responde nuestras interrogantes.

Ya para concluir debemos aprender entonces a que dormir y descansar no significa lo mismo y lo más recomendable cuando tomamos nuestra siesta nocturna es sentir que hemos descansado cuando nos levantamos por la mañana. Esto traerá una cantidad importante de beneficios a nuestra vida diaria, mejorará nuestra salud, nuestro ánimo, e incluso nuestro carácter. Tomar un buen descanso nos aleja de estar constantemente con estrés y preocupaciones. Por eso trata en lo posible de descasar lo más posible, y darle descanso a tu pareja e hijos, para que logres así una estabilidad emocional adecuada para con los tuyos. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *